En contra de la reforma política y previsional, ATE Mendoza toma la iniciativa política en el país en contra de las políticas de ajuste

Con una gran participación de delegados, congresales y juntas internas de todos los sectores estatales de trabajo en la provincia de Mendoza, la asamblea general que realizamos hoy en nuestra sede central tuvo decisiones colectivas que permitieron vislumbrar la fuerza y militancia que mantienen los trabajadores frente a los atropellos patronales.

Dicho plenario pasó por tres etapas: primera, un informe político gremial sobre las reformas laborales y previsionales que se avecinan y los efectos que causarán en las condiciones de trabajo de los distintos sectores. Segunda, un debate entre delegados sobre paritarias, Convenio Colectivo de Trabajo (CCT) y propuestas de medidas de acción directa a desarrollar. Y tercera, una votación sobre el tipo de plan de lucha a seguir para enfrentar las políticas de ajuste que el Gobierno imparte.

“En primera instancia, se decidió comunicar el estado de asamblea y movilización permanente en todos los ámbitos del Estado (municipal, provincial y nacional), en contra de las reformas laboral y previsional. En estas asambleas permanentes vamos a discutir estos últimos puntos que vulneran totalmente los derechos de los trabajadores, junto con otros reclamos como la reapertura de paritarias en el año 2017 y las próximas que se abrirán en 2018”, pronunció en este sentido Roberto Macho, secretario general de ATE, luego de culminar el plenario general convocado para este miércoles 8 de noviembre.

Cabe destacar los pases a planta y la apertura de concursos para ingresos y ascensos dentro del Estado, como conquistas que fueron también mencionadas durante la asamblea.

Además, se resolvió elaborar un documento contra la reforma laboral, el cual se presentará ante el Gobierno y la Legislatura provincial, así como también la necesidad de convocar a otras organizaciones y centrales obreras para sumarse y unificar fuerzas en esta lucha.

La reforma laboral:

1- Elimina indemnizaciones por trabajo sin registrar (“en negro”), o mal registrado.

2- Modifica a la baja la metodología de actualización del haber de los jubilados.

3- Facilita el fraude laboral, creando la figura del “trabajador autónomo económicamente dependiente”, excluido de la Ley del Contrato de Trabajo.

4- Permite que el trabajador “renuncie” a derechos incorporados a su contrato individual de trabajo.

5- Deroga el derecho del trabajador, al que se le modificaron abusivamente sus condiciones de trabajo, de solicitar en la Justicia una medida de no innovar.

6- Debilita la solidaridad de la empresa principal respecto a los trabajadores de sus contratistas o subcontratistas, y la exime de toda responsabilidad cuando se subcontrata servicios de limpieza, seguridad, mantenimiento, gastronomía, informática, etc.

7- Elimina la indemnización por no entregar las certificaciones de servicios.

8- Flexibiliza el contrato de trabajo a tiempo parcial.

9- Autoriza a los convenios colectivos a crear el “banco de horas” para eludir el pago de recargos en las horas extra.

10- Reduce la forma de cálculo de la indemnización por antigüedad.

11- Reduce de dos años a uno, el plazo para reclamar créditos laborales.

12- Habilita a los convenios Colectivos para sustituir la indemnización por despido, por una especie de Fondo de Desempleo, similar al de la construcción.

13- Restablece las “pasantías” educativas, histórica fuente de fraude laboral, etc., etc.

Para finalizar, el referente sindical aseguró que “vamos a discutir las medidas de acción directa a seguir, entre carpas, asambleas, movilizaciones y ollas populares que desarrollaremos en diferentes puntos provinciales, en contra de las políticas de ajuste del Gobierno”.

HACER CLICK AQUÍ para acceder a la comunicación presentada en la Subsecretaría de Trabajo.