Declaramos el estado de asamblea y movilización en todos los sectores

Así lo decidieron los trabajadores nucleados en nuestro gremio, frente a las miserables propuestas paritarias del Gobierno, que de ninguna manera se acercan a los reclamos que manifestamos. El Ejecutivo pidió cuarto intermedio hasta la semana próxima, mientras las bases se mantienen en alerta a la espera de una oferta salarial seria que pueda ser analizada. 

La Subsecretaría de Trabajo fijó nueva audiencia para el viernes 7 de diciembre a las 13 horas. En tanto, los trabajadores del Régimen 15 de Salud aguardan para estudiar en asambleas una propuesta concreta que contenga una real recomposición salarial con una cláusula gatillo; la ratificación de la aplicación del Convenio Colectivo de Trabajo (CCT), especialmente en el punto 8 donde figuran las razones particulares contempladas en las demás licencias especiales; y el pase planta de los compañeros precarizados (más de 800 en Salud, Desarrollo Social, IPV y Deportes).

Con respecto a la pérdida del poder adquisitivo y la desvalorización de los sueldos frente al avance constante de la inflación y los tarifazos, “con una cláusula gatillo el salario puede actualizarse mes a mes. Además, dentro de los próximos 60 días plantearemos todos los proyectos del CCT con los adicionales específicos para los distintos efectores”, aclaró hoy Roberto Macho, secretario general de ATE Mendoza.

Los últimos ofrecimientos salariales no tuvieron en cuenta estos aspectos, por lo que el referente sindical consideró que en la mesa de discusión paritaria nos encontramos con “una propuesta pelada que rechazamos en la misma mesa, ya que fijaba un 23% en cuotas. Suma que no sirve si no viene acompañada por una cláusula de actualización salarial”.

Al comunicar la decisión colectiva de los compañeros de los distintos sectores que representamos, Roberto Macho puntualizó que “la solidaridad de los trabajadores estatales de toda la Administración Pública, incluyendo Salud, sostiene que si dentro de las 16 paritarias que hay, una no cierra, ninguna va a poder acordar”.