Avanzamos en el compromiso de erradicar todo tipo de violencia en el Notti

Nuestro gremio lleva adelante este objetivo general para lograr que trabajadores de todos los sectores estatales que representamos puedan trabajar en ambientes laborales saludables.

De esta manera, el Departamento de Violencia de Género y Laboral de ATE Mendoza pudo interceder en un conflicto que se generó en el Hospital Notti, principal nosocomio pediátrico de la región, en pos de obtener reivindicaciones necesarias, marcadas por la buena voluntad de diálogo de todas las partes.

“Recibimos a un grupo de compañeras que trabajan en el sector de Enfermería del Notti, quienes manifestaron situaciones de violencia laboral por parte de un funcionario del nosocomio, Rodolfo Navas, uno de los supervisores de Enfermería. Cuando las mismas realizaron las denuncias correspondientes, comenzaron a sufrir persecución laboral y las trasladaron de Servicio de Internación Permanente (de SIP 1 a SIP 5). Así, cambiaron de turno a las compañeras aduciendo razones de servicio, que luego la patronal nunca pudo justificar”, comentó Marlene Quintero, representante gremial e integrante del Departamento de Violencia de Género y Laboral de ATE Mendoza.

Cabe señalar que dicho conflicto llevaba años sin llegar a ninguna solución, por lo que una de las compañeras decidió efectuar una denuncia penal, para resolver a través de la Justicia situaciones que generaban una total impunidad.

No obstante, cuando ATE intervino, solicitó una audiencia con los directivos para hacer un exhaustivo planteo y poder darle soluciones concretas a la situación que atravesaban las compañeras. En este sentido, requerimos que las trabajadoras fueran reincorporadas a sus lugares de trabajo originales. A partir de la voluntad de la patronal, conseguimos que las compañeras regresen a sus sectores en el mes de febrero.

Entre medio de toda esa vorágine, surgió otro conflicto con una de las jefas del SIP originario de las compañeras, quien a través de sus actitudes generaba situaciones de violencia laboral. Entonces, por medio de la representación de nuestro gremio, las trabajadoras pudieron plantear esta situación a la patronal, la cual decidió que a partir del 19 de noviembre, la jefa fuera removida de su cargo dentro del SIP.

“Ese fue otro de los logros que conquistamos desde que empezamos a trabajar con mucho énfasis en el gremio para erradicar todo tipo de violencia del ámbito laboral. Como en la provincia de Mendoza no hay políticas ni leyes que regularicen este tipo de situaciones, en ATE Mendoza decidimos crear un protocolo al respecto. Obviamente, también depende de la voluntad que encontramos en la patronal para solucionar estos conflictos. Sabemos que al sindicato se le hace más difícil erradicar situaciones de violencia con reclamos en las calles, ya que los objetivos que tenemos como gremio parten de agotar las instancias administrativas y de posible diálogo”, valoró Marlene Quintero.

 

 

 

También te podría gustar...

1
Hola, En que podemos ayudarte
Powered by